Consejos de Salud Oral

1. La dieta, más importante que el cepillado para prevenir la caries

Según la especialista en odontología restaurativa Serpil Djemal, del King´s College Hospital de Londres, la dieta tiene un peso más importante que el propio cepillado de los dientes en la prevención de la caries.

“Cepillarse los dientes es excelente, es muy importante y evita la piorrea, pero el factor de la dieta es clave”, dijo.

No llega con cepillarse los dientes bien y más veces al día para compensar: eso no podrá revertir los efectos de una mala dieta.

“En lo que se refiere a caries, cavidades y agujeros en los dientes la clave está en la dieta y en la frecuencia de exposición al azúcar”, dijo.

2. qué comer es tan importante cómo comer

Si no has comido o bebido durante un tiempo, tu boca está esencialmente “en reposo” y tus dientes a salvo.

Pero justo después de comer se vuelve ácida, creando un ambiente en el que tus dientes empiezan a disolverse.

“A la boca le toma unos 40 minutos volver a sus niveles seguros de acidez”, explica el doctor Chris van Tulleken.

Así que cuanto más picotees entre horas, más períodos de acidez habrá en tu boca.

El consejo general para el cuidado de los dientes es evita comer entre horas y comer los dulces después de las comidas.

3. Cómo “comer bien” entre horas

Pero si no puedes resistirte a picotear entre horas, Van Tulleken recomienda “beber agua, masticar un chicle sin azúcar o incluso comer un poco de queso”, para ayudar a los dientes a regresar a ese nivel seguro de acidez.

4. Azúcar, el gran enemigo de los dientes

La frecuencia de exposición al azúcar es clave para el desarrollo de caries.

Van Tulleken recomienda tener cuidado con los alimentos aparentemente incocentes pero que tienen azúcar escondido, como los zumos de fruta, los cereales o algunas comidas precocinadas.

“Hay azúcares escondidos en alimentos que nunca te esperarías”, dice el investigador.

Es mejor comer una naranja que beber un zumo de naranja embotellado.

La leche es otro de los alimentos que puede traicionar, particularmente en los niños: si bien su contenido en calcio lo hace recomendable para los dientes, también contiene azúcar.

Algunos niños se quedan dormidos con el biberón en la boca o no se cepillan los dientes después de beber leche y eso también contribuye a la formación de caries.

5. El ácido, otro enemigo

Si has bebido una bebida acídica, como un zumo o un te de frutas, es mejor beber un vaso de agua después para enjuagar la boca y diluir el ácido.

Pero no es recomendable cepillarse los dientes durante la hora después de tomar una bebida acídica, porque el ácido suaviza el esmalte dental y con el cepillado puedes dañar esa capa dental protectora, según explica Van Tulleken.

6. Entonces ¿Cuándo es mejor cepillarse los dientes?

Cepillarse inmediatamente después de comer, y sobre todo después de comer algo ácido (como un zumo de naranja), puede perjudicar al esmalte dental.

Lo ideal es hacerlo después de cada comida pero dejando pasar un tiempo, aproximadamente 40 minutos.

7. Un método para cepillarse bien los dientes

Según la especialista en odontología Serpil Djemal, es muy difícil hacerlo bien porque la mayoría aprende mirando a su mamá y tiende a repetir lo que ve y agarrar hábitos desde muy pequeño.

Por eso la mayoría de la gente deja algunas partes de la superficie de los dientes sin cepillar. Eso es en parte porque los cepillamos de una manera aleatoria.

Djemal recomienda tener un método: empezar en una esquina de la boca e ir cepillado lentamente y uno por uno cada diente, “como haciéndoles cosquillas”, hasta llegar a la otra esquina.

Van Tulleken añade cepíllarlos durante dos minutos, dos veces al día, y finalmente no enjuagar la boca al final, sólo escupir. Así, el flúor se queda en los dientes y los mantiene saludables.

8. Vegetales contra el mal aliento

La diferencia entre una boca limpia y una boca con mal aliento es comparable a la de un río de agua corriente y cristalina y una laguna de aguas estancadas.

“Idealmente la saliva debería fluir por la boca y llevarse las bacterias que causan el mal olor. Pero si tu boca se seca por algún motivo, porque estás nervioso, o por el alcohol, o porque has estado durmiendo y rocando, tu boca se parece más a una laguna de agua estancada”, explica Van Tulleken.

Para deshacerte de ese mal olor de aguas podridas primero necesitas beber agua, que lavará los compuestos sulfúricos que se generan en la cavidad oral y que causan el mal aliento o halitosis.

Después puedes consumir vegetales fibrosos con un alto contenido de agua, como el pepino, el apio o la zanahoria.

Su contenido en agua limpia la boca y al masticarlos, su textura fibrosa hace que generes más saliva.

“Estos vegetales son como una combinación de una pasta dental y un enjuague bucal naturales, provistos por la madre naturaleza. Y además saben bien y son baratos”, comenta el doctor Van Tulleken.

9. Cómo saber qué pasta dental comprar

Limpieza profunda, protección de cavidades, limpieza avanzada, refrescante, especial para niños, para dientes sensibles… Hay miles de productos de higiene dental, desde pastas y enjuagues hasta cepillos, que hacen todo tipo de promesas… pero ¿cómo saber si funcionan?

El doctor Chris van Tulleken habló con la Asociación de dentistas del Reino Unido y después de contrastar opiniones con varios expertos y de revisar estudios científicos llegó a esta conclusión:

“Si tienes un buen cepillo de dientes manual, una pasta con fluoruro y te lavas los dientes durante dos minutos dos veces al día, cubriendo bien toda la superficie de tus dientes y encías, estás haciendo todo lo necesario”.

“El resto de productos que muchos tenemos en el armario, no es que pensemos que no funcionan sino que no sabemos de verdad si funcionan o no, e incluso si funcionaran probablemente no añadirían ningún gran beneficio”.

Información valiosa tomada de: https://www.bbc.com/mundo/noticias/2015/07/150727_salud_trucos_practicos_higiene_bucal_ig

Sigue leyendo

Fundas dientes: ¿cuándo debo ponérmelas?

Inicio / Salud / Salud Dental / Fundas dientes: ¿cuándo debo ponérmelas?

Las fundas de dientes son la solución para piezas dentales excesivamente dañadas.

  • Las fundas dentales, o coronas dentales, se colocan en la parte superior del diente para suplir algún tipo de daño que pueda tener. Si se requiere emplear una funda dental, normalmente el diente estará excesivamente dañado.

Para colocar una funda dental, el odontólogo, anteriormente, tiene que lijar y alisar el diente donde se colocará la corona hasta que quede achatado, porque la adhesión de la funda al diente es mucho más cómoda para el paciente y duradera si la base en la que se coloca es propicia para ello.

Después de haber dejado el diente preparado para la colocación de la funda, se realizará una funda temporal hasta que la definitiva esté hecha. Esta funda definitiva tiene que ser moldeada por el odontólogo y se realizará en alguno de los siguiente materiales.

Materiales de las fundas de dientes

  • Metal-Porcelana: de las más recomendadas, ya que tienen una apariencia muy similar al diente humano y además son muy resistentes. Su calidad/precio es la más adecuada del mercado.
  • Porcelana: las mas estéticas y las que mejor imitan al diente natural, normalmente se usan para los dientes que se ven en la sonrisa ya que no son tan resistentes como las anteriores
  • Resina: se usa principalmente como fundas provisionales, aunque se pueden usar como fundas permanentes. Son más baratas pero su resistencia es baja.
  • Zirconio: el zirconio es un metal blanco por lo que ofrece alta resistencia y componente estético (pero no son tan naturales como las de porcelana) aunque es verdad que son las coronas más caras, son también las que mejor calidad ofrecen; ya no solo por los resultados estéticos (son iguales a los dientes naturales), sino también por su resistencia.
  • Metal: no son muy frecuentes, y los metales utilizados en su confección son el oro, el níquel y el platino. Son muy resistentes, pero el acabado no es nada parecido al de un diente natural.

¿Cuándo colocar una funda dental?

Las fundas dentales no se colocan a la primera de cambio que haya un problema en algún diente, sino que son la solución más adecuada para las piezas dentales con un daño muy extendido que no se solucionan con un empaste o algún tratamiento menos intrusivo.

Entre los casos en los que sí es necesaria la aplicación de fundas o coronas dentales, encontramos a aquellos pacientes que tienen un agujero en el diente con unas dimensiones los suficientemente grandes para no poder sellarse con el propio diente, en ese caso, se deberá recurrir a una funda dental que recubra la pieza dañada.

Otro de los casos en los que se aplica las coronas dentales es en aquellos pacientes que sufren de algún diente dañado o que tiene pequeñas fisuras que, si no son tratadas, pueden desembocar en una rotura total del diente. En estos casos, también se aplican las fundas dentales.También se utilizan las fundas dentales en aquellos casos en los que se busque una mejora estética en un diente que está dañado o que, simplemente, tenga mal aspecto. Esta situación también es contemplada por los odontólogos a la hora de colocar fundas dentales.
Las fundas de dientes son un gran tratamiento que puede otorgarle más vida útil a las piezas dentales más desgastadas. Sin embargo, no es la técnica más adecuada para todos los casos y deberás acudir a tu odontólogo  para que te aclare las dudas y te asesore sobre cuál es el tratamiento que más te conviene.

Información tomada de: https://muysaludable.sanitas.es/salud/dental/fundas-dentales-tratamiento/

Sigue leyendo

Odontología Preventiva

Inicio / Sin categoría / ¿Conoces la odontología preventiva?

¿Conoces la odontología preventiva?

¿Sabías que practicar odontología preventiva es la mejor forma tener una sonrisa sana y cuidada a largo plazo?

Lo último en salud oral es tratar patologías dentales incluso antes de que aparezcan

No debes ir al odontólogo únicamente cuando te duelen los dientes o detectas algún problema en tu salud dental; En realidad, la visita al odontólogo es recomendable de forma periódica, al menos una vez al año y siempre antes de que un problema se desarrolle o presente riesgos evidentes.

Esta actitud preventiva permite, de la mano de profesionales expertos y de la última tecnología clínica, detectar pequeñas patologías dentales y tratarlas a tiempo, antes de que se desarrollen o vayan a más.

¿Qué es la odontología preventiva?

Al estudio de los dientes y de la boca en general, con objetivo de revisión y prevención de cualquier enfermedad, infección, desgaste o rotura se le denomina odontología preventiva.

¿Qué beneficios tiene para mi salud dental esta actitud preventiva?

Los beneficios para la salud que ofrece la odontología preventiva son evidentes y están enfocadados a evitar el desarrollo de cualquier problema en tus dientes.

¡Cómo se realiza la odontología Preventiva?

Con la revisión de los dientes y de la boca en general, el cual tiene como objetivo la prevención de cualquier enfermedad, infección, desgaste o rotura. preventiva.

¿Qué beneficios tiene para mi salud dental esta actitud preventiva?

Los beneficios para la salud que ofrece la odontología preventiva son evidentes y están enfocadados a evitar el desarrollo de cualquier problema en tus dientes.

  • Disfrutarás de una boca y dientes saludables en todo momento.
  • Podrás actuar lo antes posible en caso de que el odontólogo identifique cualquier síntoma o signo de una patología incipiente, evitando que el problema se desarrolle o vaya a más.
  • Tu estado de salud mejorará, al existir una estrecha relación entre salud bucodental y salud general.

¿Cómo practicar odontología preventiva?

La odontología preventiva se basa principalmente en estos 2 aspectos:

  • Revisiones periódicas con el odontólogo: con ellas se determina el estado de salud dental del paciente, detectando cualquier señal de alarma.
  • Hábitos de cuidado habituales: cepillado diario, uso de seda dental y enjuague bucal, alimentación saludable, ingesta habitual de agua…

Recuerde que en la Clínica Social de Ortodoncia hay grandes especialistas miembros de la Sociedad Colombiana de Ortodoncia en los cuales puede confiar su Salud Dental.

Sigue leyendo

Algunos alimentos para tener los DIENTES fuertes.

El esmalte dental es el tejido más fuerte de todo el cuerpo humano. Si quieres mantener ésta capa que recubre tus dientes lo más fuerte posible, asegúrate de adicionar estos alimentos a tu dieta.

#1 Queso

Los productos lácteos como el queso y la leche son ricos en calcio, reconocido por fortalecer tus huesos y dientes. A su vez los lácteos contienen la proteína caseína, que estabiliza y repara el esmalte dental. No todos los quesos tienen el mismo contenido de Calcio, así que asegúrate de revisar en la etiqueta qué porcentaje de la cantidad diaria recomendada de calcio contiene cada porción.

#2 Verduras de hojas verdes

La espinaca y otras verduras de hoja verde están llenas de fibra, que es excelente para los dientes, porque cuando las masticas generas mucha saliva que limpia los dientes al mismo tiempo que neutraliza el ácido. ¿No eres fan de los verdes? Un plato de fríjoles ricos en fibra ofrece el mismo beneficio.

#3 Salmón

Este pescado es rico en omega-3 y también es una gran fuente de vitamina D, que ayuda al cuerpo a absorber el calcio, para que éste pueda hacer su trabajo de proteger y fortalecer los dientes.

#4 El té verde

Este es un verdadero elixir curativo lleno de beneficios respaldados por investigaciones. Gracias a sus potentes bacterias y antioxidantes los dientes se protegen porque previenen que la placa se adhiera a los dientes. Los tés además suelen tener flúor, que es una proteccion contra la aparición de caries y fortalece el esmalte dental. Si el té verde es demasiado amargo para ti, trata de tomar té negro, es más suave y ofrece una protección similar a tus dientes y encías.

#5: Zanahoria

Las zanahorias crudas y otras verduras o frutas crudas que requieren mucha masticación, tales como manzanas, peras y pepinos, pueden fortalecer tus dientes.

Tanta masticación para comerlos ayuda a remover la placa bacteriana en tus dientes y encías.

Información cortesía de: https://www.listerine.com.co/caries-y-dientes-fuertes/dientes-resistentes

Sigue leyendo

EL AGUA ES IMPORTANTE PARA NUESTRA SALUD ORAL

Llevar una dieta equilibrada, tener una correcta higiene dental   o beber suficiente agua al día, nos ayudan a tener buena salud oral previniendo una gran cantidad de afecciones dentales.

BENEFICIOS DE BEBER AGUA:

  • Evita la sequedad dental
  • Mantiene la boca y la lengua limpias
  • Ayuda a mantener un Ph de la boca neutro, evitando que la boca sea un lugar ácido propio para la aparición de caries
  • Para unos dientes y encías sanos
  • Para un aliento fresco
  • Ayuda a segregar saliva
  • Reduce la aparición de caries y las enfermedades periodontales
  • Favorece la cicatrización de heridas y llagas. Se recomiendan enjuagues de agua con sal
  • Ayuda a distinguir el sabor de los alimentos
  • Es buena en caso de habernos quemado la lengua. Nunca utilizar hielo
Sigue leyendo

CONSEJOS PARA LLEVAR A TU HIJO AL ODONTÓLOGO

Hay que tener en cuenta que para ellos es una aventura ir a la clínica Odontólogica. Al principio, no saben qué les van a hacer y tener a una persona tocando la boca y revisando los dientes puede resultar incómodo y preocupante, sobre todo si las primeras visitas se producen a una edad más avanzada y no están acostumbrados a ello. Vamos a darte algún consejo para hacer que esas visitas no sean muy traumáticas y se pueda ir al odontólogo sin que suponga un problema para ellos.

1 – Intenta que esa primera visita no sea para nada urgente. Es mejor acostumbrarlos a que vayan cuando no hay una enfermedad o problema por medio. Una revisión a una edad temprana al año les ayudará a comprender que cuando van ahí no es para que les hagan daño, sino para ayudarles a cuidar su boca y sus dientes. Es mejor que el profesional les atienda sin nervios y que hable mucho con ellos, para que comprendan que se trata de un amigo, no de alguien que les hará daño.

2 – El momento de recibir la atención es importante. Es mejor planificarlo con tiempo, para ir preparándolo para la visita. Con esta planificación podemos evitar que sea una actividad que se solape con otra que le haga especial ilusión.

3 – Evita que hayan sensaciones negativas a la hora de plantear la visita al Odontólogo. No utilices términos negativos como “no te van hacer daño“, “no te van a pinchar” o cosas similares. Es mejor incidir en lo positivo: “van a enseñarte a cuidar tus dientes“, “van a vigilar los dientes para que estén bien“, etc.

4 – El ambiente de la Clínica al que lleves a tu hijo debe ser un lugar donde exista un ambiente relajado y pensado para ellos. El odontopediatra está especializado en la boca de los más pequeños y se encargará de que esté cómodo y sin nervios.

Con estos consejos, tus peques irán con ganas y sin miedo a la visita del Odontólogo y cuando vayan por algún motivo de salud, lo harán tranquilos y sabiendo que van a cuidarles y a solucionar sus problemas. En la Clínica Social de Ortodoncia nos esforzamos por hacer que esas primeras visitas de los niños sea una gran experiencia positiva.

Información apoyada de: https://www.centrosdentalplus.es/cuatro-consejos-llevar-los-ninos-al-dentista-no-morir-intento/

Sigue leyendo

SE ME CAYÓ UN BRACKET ¿QUÉ HAGO?

No es muy habitual que los brackets se rompan, ya que están fabricados con materiales específicos que soportan las fuerzas de la masticación y uso habitual diario de los dientes, lengua, etc. Sin embargo, ocurre que a veces se cae un bracket o se despega. 

En este artículo vamos a ver qué hacer si se cae un bracket y no asustarse cuando pase 

¿Qué pasos seguir si se cae un bracket?

  • Guardar el bracket

El primer paso es guardar el bracket en un lugar seguro para que el ortodoncista pueda colocarlo en la siguiente sesión en la clínica. Cada bracket cumple una función específica y es importante que no se pierdan. Ya no sólo por el coste económico de la pequeña pieza, si no porque el doctor ha «enseñado» a ese bracket la función que debe cumplir y es importante colocarlo cuanto antes.

MUY IMPORTANTE: nunca intentes pegar el bracket tú mismo. Los pegamentos de uso corriente no están pensados para ser utilizados en nuestra boca. Contienen ácidos que nos pueden provocar heridas y úlceras dolorosas. Espera SIEMPRE a que sea el doctor el que coloque el bracket de nuevo.

  • Utiliza cera

Si el hecho de que se haya caído el bracket te está provocando alguna molestia, aplica la cera específica para evitar roces en las mucosas. Seguramente el doctor te haya comentado cuál es este tipo de cera cuando te ha colocado los brackets. Si la necesitas, solo tienes que ir a la farmacia para encontrarla.

  • Se ha movido el alambre

Si, como consecuencia del bracket que se te ha caído, se ha desplazado el alambre, muévelo en la medida de lo posible hasta su posición original, intentando que te moleste lo menos posible.

Consejos generales

Aunque el hecho de que se caiga un bracket tiene solución, es importante que sigas las instrucciones del ortodoncista: intentar no rasgar con los dientes alimentos como bocadillos o manzanas o, por ejemplo, no mascar chicle. Tampoco es aconsejable masticar hielo o turrones duros o morderse las uñas.

Información tomada de: http://clinicadentalreymont.com/que-hacer-cuando-se-cae-un-bracket/

Sigue leyendo

Los Cítricos ¿Malos para los dientes?

Los cítricos son alimentos que en esta época del año están presentes en nuestra dieta de manera habitual, ya que nos ayudan a mantener las defensas en perfectas condiciones. En su composición tienen diferentes sustancias como las vitaminas, en concreto la C, que ayuda a proteger nuestras células de los ataques externos. Pero no solo contienen estos nutrientes, sino que además nos aportan una sustancia llamada ácido cítrico que tiene una serie de efectos directos en nuestros dientes.

Durante muchos años la creencia popular era que la piel del limón servía de blanqueante para los dientes. Nada más lejos de la realidad, ya que de lo que realmente sirve es de debilitante de los dientes. Seguro que en más de una ocasión, después de haber consumido muchos cítricos notamos sensibilidad en los dientes, y es que se desencadena en los mismos una reacción química a causa del ácido que la fruta que nos hemos comido contiene.

Los efectos que el ácido cítrico tiene en nuestros dientes son complejos y debemos detenernos en ellos. Cuando entra en contacto con el esmalte de los dientes se produce un efecto químico que afecta de un modo directo al calcio que se encuentra en estos, ya que lo que hace es cristalizarlo y movilizarlo, de modo que los dientes se ponen en serio riesgo, ya que su debilitamiento será grande. Esta situación lo que hace es poner en riesgo la salud de nuestros dientes y hacerlos mucho más vulnerables a los ataques producidos por las bacterias que se encuentran en la boca.

pero entonces ¿qué hacemos? ¿Dejamos de consumirlos?

Esto no quiere decir que dejemos de ingerir cítricos, ya que son necesarios y muy beneficiosos para el organismo, sino que simplemente debemos tener en cuenta algunos puntos para evitar que el daño causado por el ácido cítrico sea mayor. Muchas personas pensarán que cepillarse los dientes para mitigar los efectos del ácido es la solución. Nada más lejos de la realidad, ya que este tipo de ácido perdura en la boca por un tiempo, y al mezclarse con la pasta de dientes el daño que se puede causar al esmalte es mayor. Por este motivo lo más recomendable es realizar enjuagues con agua al terminar de comer un cítrico y así eliminar gran parte del ácido de l aboca. La ingesta de agua en las siguientes horas ayudará a mitigar este efecto.

Es importante que tengamos esto en cuenta, pero tampoco debemos tildar a los cítricos de una fruta mala para la salud, ya que no lo es en absoluto, sino que es importante que reforcemos la ingesta de calcio y sigamos los consejos que hemos dado anteriormente para proteger a nuestros dientes.

Información cortesía de: https://www.vitonica.com/prevencion/los-citricos-pueden-danar-los-dientes

Sigue leyendo

Lo que no debes comer si tienes brackets

  1. Carnes fibrosas: Este tipo de carnes, como la ternera, son propensas a quedarse entre los dientes, especialmente en tratamientos que incluyen brackets, por lo que es aconsejable ajustar su ingesta. Esto no quiere decir que tengamos que eliminarlas de la dieta, ya que podemos consumirlas en otros formatos como albóndigas o hamburguesas, o  decantarnos por otras carnes más blandas, de textura más suave, como el pollo.
     
  2. Alimentos pegajosos: Hablamos de dulces como golosinas, chicles…productos poco compatibles con ortodoncia porque se adhieren fuertemente y dificultan seriamente la higiene dental. Sin olvidar que su alto contenido en azúcar puede ser la causa de la aparición de caries.
     
  3. Alimentos crujientes: Los frutos secos, las palomitas de maíz, las semillas, las galletas o el pan tostado son productos que al masticarlos se rompen en múltiples trozos pequeños, lo que favorece que se introduzcan entre dientes y muelas, algo que, de nuevo, hará difícil las tareas de limpieza bucal que realicemos a posteriori.
     
  4. Alimentos ácidos: En este caso, la recomendación de evitar alimentos ácidos como los cítricos o el vinagre, se debe a que es posible que durante los tratamientos de ortodoncia aparezcan llagas o cierta irritación como consecuencia del roce con los brackets. Así que como puedes imaginar, comer limón cuando tienes la boca irritada no es lo más apropiado.
     
  5. Productos picantes: En la misma línea, las comidas picantes tampoco son aconsejables, ya que pueden ser contraproducentes y dolorosos en zonas irritadas.
     
  6. Alimentos duros/enteros: En este caso, no nos referimos tanto al tipo de alimento como a su forma de consumirlo. Por ejemplo, a la hora de comer una fruta dura, como la manzana o el melocotón, es muy importante no morderla directamente para evitar que los aparatos de ortodoncia se puedan quedar atrapados. En estos casos, hay que  trocear la pieza y masticarla directamente con los muelas. La misma recomendación sirve a verduras crudas como la zanahoria.  Su consumo, mejor en trozos pequeños, o cocida para que la textura sea más blanda. Los bocadillos, la pizza y las hamburguesas también deben partirse en trocitos, intentando no morder y tirar para evitar el despegamiento de los brackets.Las costillas, las alitas de pollo o aceitunas con hueso se deben consumir con precaución para impedir que los dientes tropiecen con el elemento duro y los brackets puedan desprenderse.
     
  7. Alimentos rugosos: La textura rugosa, como la corteza de pan, también es enemiga de las llagas o la irritación, al tiempo que conlleva una masticación más intensa, algo que es interesante evitar sobre todo en los inicios del tratamiento de ortodoncia cuando aún estamos adaptando nuestra mordida.

Tomado de: https://www.dentix.com/es-es/blog/7-alimentos-prohibidos-si-llevas-ortodoncia

Sigue leyendo

Para qué sirve el kit de ¿Ortodoncia?


Cuando las personas inician tratamiento de ortodoncia por salud y para embellecer su sonrisa, tienen la preocupación de cómo tener una buena limpieza dental y tienen razón en enfatizar en este tema porque sin el cuidado adecuado, pueden tener los resultados menos esperados.
Para combatir esta problemática es recomendable mantener un buen cepillado diario, que remueva la placa bacteriana y evite futuras manchas dentales. Por esto es importante estar preparado durante el tratamiento de ortodoncia y equiparte con una funcional kit de ortodoncia.
¿Qué debe incluir mi kit de ortodoncia?
– Cepillo convencional: Ideal para mantener la higiene de toda tu boca.
– Cepillo interproximal: Especial para alcanzar los espacios entre cada bracket, este cepillo funciona para remover los excesos de comida en zonas más estrechas.
– Cera: Perfecta para proteger tu boca de laceraciones por alambres sueltos o molestias con los brackets.
– Seda dental: Es la única herramienta que nos ayuda a retirar por completo los residuos de comida entre diente y diente.
– Enhebradores: Este elemento te facilitará el paso de la seda dental por lugares de difícil acceso.


¿Cómo debo usar el kit de ortodoncia?

1. Cepillar los dientes con el cepillo convencional.
2. Usar el cepillo interproximal entre diente y diente.
3. Usar la seda dental entre cada diente usando los enhebradores.
4. Finalmente colocar la cera en las zonas más sensibles de tu boca, solo si la necesitas.
Recuerda el cepillado diario te ayudará a prevenir las caries y enfermedades periodontales (en las encías). Cuéntanos, ¿Cómo armaste tu kit de ortodoncia?
Sigue leyendo

La Importancia de la Higiene Dental durante el tratamiento de Ortodoncia


¿Cómo limpiar los dientes durante la ortodoncia?
Como ocurre en cualquier caso, durante la ortodoncia, el cepillado dental también es la acción más importante a llevar a cabo. Para ello, muchos dentistas recomiendan comenzar a cepillar sin usar pastas dentales, para poder observar si hay restos de alimentos pegados a los brackets. Tras esto, se puede realizar un cepillado de dientes recurriendo al dentífrico. Es muy importante utilizar un cepillo de dientes adecuado para pacientes que llevan ortodoncia.
El cepillado dental debería de hacerse tras cada ingesta de alimentos, esperando unos veinte minutos tras haber comido para evitar remover los ácidos de los alimentos. De esta forma se lograrán eliminar las bacterias que se alojan en la boca. Además, el colutorio es muy importante para la higiene dental durante la ortodoncia.
Aunque parezca complicado, el uso de la seda de dientes y de los cepillos interproximales es muy importante si se lleva aparato. Con estos utensilios será mucho más sencillo retirar los restos de alimentos y placa bacteriana que permanezcan en zonas a las que el cepillo de dientes no consigue llegar. El dentista explicará siempre cómo se debe usar el hilo dental durante la ortodoncia.
Además de todo esto, los pacientes sometidos a un tratamiento de ortodoncia deben de tener algunas precauciones para conseguir que el aparato cumpla debidamente su función. Es importante no comer alimentos duros que puedan dañar el aparto. Tampoco se recomienda la ingesta de chicles o comidas pegajosas que sean complicadas de retirar en el caso de que se peguen a los brackets.
Si un bracket se despega de su lugar, es importante visitar rápidamente al odontólogo para que este pueda volver a colocarle debidamente. El uso de la cera dental, en estos casos, es importante para evitar que el bracket despegado pueda causar lesiones en otras zonas de la boca.


https://www.bladegrup.com/importancia-higiene-dental-ortodoncia/

Fuente: https://www.bladegrup.com/importancia-higiene-dental-ortodoncia/

Sigue leyendo

Morderse las uñas malo para tus dientes

Comerse las uñas puede ser un hábito difícil de romper—pero si no lo hace, su salud dental podría sufrir mucho más que su manicura.

Según la Academia de Odontología General, los niños o adultos que se comen las uñas podrían romper, astillar o desgastar sus dientes frontales debido al estrés causado al morder. Y aquellos que utilizan brackets ponen sus dientes en mayor riesgo de reabsorción radicular (una reducción de las raíces) o pérdida dental, ya que los brackets ya ponen bastante presión en los dientes.

Un estudio del diario de Odontología General también reportó que pacientes que muerden sus uñas, muerden lapiceros o aprietan sus dientes pueden tener mayor riesgo de bruxismo—crujir o apretar de los dientes de forma involuntaria que puede causar dolor facial, dolores de cabeza, sensibilidad dental, encías retraídas y pérdida dental.

Los signos de bruxismo incluyen: puntas con apariencia plana de los dientes; esmalte dental que se desgasta, causando sensibilidad extrema; crujido o chasquido de la mandíbula, y surcos de la lengua.

Otros riesgos de salud dental para quienes se comen las uñas incluyen, tejido gingival sensitivo, desgarrado o dañado causado por bordes angulosos, afilados de las uñas y la propagación de bacteria de otras partes del cuerpo a la boca y de la boca a la matriz de la uña o al torrente sanguíneo.

Los pacientes podrían descubrir que utilizar un protector de boca puede impedir comerse las uñas y ayudar a prevenir nuevo daño a los dientes. Algunos dentistas también pueden ayudar a los pacientes utilizando técnicas de terapia, como aprender a descansar la lengua hacia arriba con los dientes separados y los labios cerrados para evitar daño dental.

Fuente: https://www.colgate.com

Sigue leyendo